Tu carrito de compra

Parece que tu carrito está vacío :(

Continuar Comprando

¿Cómo preparar la piel para el verano?

by Amanda Castillo |

Se acerca una de las fechas favoritas para muchos, pero una que también, puede dañar seriamente nuestra piel y cabello. La exposición prolongada al sol, el viento, la sal de mar, entre otros, pueden producir serias quemaduras y resequedad en nuestro cuerpo. Muchas veces, cometemos el error de salir de vacaciones y tirar nuestra toalla a pleno sol para no salir más de ella. Pero debemos ser conscientes que, tras tanto tiempo sin realizar esta acción, la piel puede estar todavía más sensible.


En Sole Mio nuestra misión es protegerte e informarte para que puedas entregarle todo el cuidado que necesita tu piel y cabello. Es por esto por lo que queremos dejarte algunos tips para que, cuando sea la hora de tomar tus deseadas vacaciones, no cometas errores y no sufras las consecuencias de dolorosas insolaciones, piel reseca y agrietada: 


  1. La palabra hidratación, es la palabra del verano: sea interna y externamente, debes recordar estar constantemente hidratándote. Toma al menos 2 litros de agua diariamente y recuerda utilizar cremas que aporten hidratación a tu piel, tanto en el rostro como en todo tu cuerpo. Un buen aliado natural es el Aloe Vera, gracias a su potente acción regeneradora, hidratante y regeneradora.
  2. Alimentación: clave también para ayudar al primer punto, es lo que comemos. Debemos ingerir productos con gran cantidad de agua y ricos en licopenos, betacarotenos y vitamina C, ya que esta tiene un poder antioxidante y protege frente a los radicales libres, además de iluminar la piel y unificar su tono. 
  3. Protección: este es nuestro lema y como te lo hemos dicho en otras ocasiones, la protección solar debe ser durante todo el año, pero es en esta época en especial donde debemos ponerle mayor atención. Utiliza bloqueadores de alto expectro y repite su aplicación cada, al menos, 45 minutos. En especial si ha sudado mucho o si has estado en el agua. Duplica la protección utilizando nuestros productos en la ducha, para entregarle una doble muralla a nuestra piel contra las radiaciones UVA y UVB. 
  4. Exfolia: al menos una vez por semana, intenta exfoliar tu piel para deshacerte de la piel muerta y permitir respirar a tu cuerpo por cada poro. Es importante mantener la piel siempre limpia para mantenerla viva y luminosa. 

Disfrutemos del verano con responsabilidad y sigamos luciendo juntos la piel que siempre deseamos. 

Comentarios (0)

Deja un comentario